MARITZA BARRETO

sábado, marzo 08, 2014

Santo Domingo

Mis descendientes

viernes, febrero 14, 2014

PARA TODOS AQUELLOS QUE HAN CONOCIDO Y VIVEN EL AMOR

14 de febrero 2014

Cuento para el día de San Valentín

La experiencia de reparación es poder  tolerar la pérdida, al tiempo
que se tiene la sensación de que no todo se ha perdido,
 y donde la posibilidad de enmendar
se yergue como una esperanza.

           
Los hechos son irreversibles, pero de todos modos es necesario informar a la población:
            “Un pescador fue encontrado herido en una barca varada en la playa. Traía el pecho atravesado por una flecha”.
            Eva lo encontró y está sanando sus heridas.


EVA


            Eva tenía cincuenta y cuatro años y era virgen, pero virgen en serio. Jamás había sido siquiera besada por varón alguno. Por eso, cuando su vientre comenzó a abultarse pensó en algo maligno.
            Como vivía casi absolutamente fuera del sistema social, no supo qué hacer cuando se sintió enferma. ¿Acudir a un médico? Sí, sabía que era lo adecuado, pero cómo llegar a él, dónde hallarlo, qué decirle, no tenía la menor idea. Así es que, cuando su vientre se abultó, simplemente lo dejó crecer y esperó a ver qué pasaba. “lo peor que me puede suceder es morir -pensó- y de eso no me voy a enterar”.
            Vivía sola frente al mar, pues no tenía ya familia. Tampoco amigos, dado que no los había cultivado a causa de su retraimiento. Sólo los pescadores de la caleta contigua hablaban de vez en cuando con ella temas sin trascendencia: del tiempo o de la temperatura ambiente, si el mar iría a ser generoso con sus redes o si habría tormenta.
            A Eva le gustaba compartir las puestas de sol con los albatros y las gaviotas. A esa hora llevaba su merienda hacia la playa para convidar a las aves marinas que ya la conocían, la esperaban y se le acercaban al verla llegar.
            Tenía costumbres muy raras. Su cabellera era tan larga, larga larguísima, por la sencilla razón que jamás se la había cortado. Por eso también dormía desnuda invierno y verano ya que no requería de otro abrigo.
            Una mañana despertó, arredondada en su lecho, sucia de algas y arena, descubriendo que, bajo su trasero… había un huevo, del tamaño de la luna llena, color turquesa y lunares dorados. Inmediatamente se dio cuenta que lo había puesto ella, porque ya no tenía bulto en el vientre. Además, a cientos de metros  a la redonda, no había un alma que pudiera haberlo hecho. Por lo tanto Eva sintió el deber como madre, de proporcionarle calor y afecto hasta cuando la criatura que lo habitaba pudiera romper la cáscara. Así es que se acurrucó sobre él por varias semanas abandonándolo solamente para sus más básicas necesidades.
            Al cabo de dos meses y medio, el huevo se había tornado de un azul intenso y sus lunares de oro adquirieron el color del platino. Había alcanzado su más alto nivel de oblonga belleza cuando, desde adentro, comenzó a resquebrajarse. Eva lo observó atentamente. En el silencio de esa noche resonaba el crujir de la cáscara que se iba fragmentando poco a poco, hasta aparecer… un pequeño trasero regordete y rosado, luego un piecito humano de igual color. De esta manera Eva se enteró que lo que había abrigado todo ese tiempo era de su misma especie. Sólo demoró unos minutos en terminar de nacer totalmente, al cabo de lo cual, un hermoso bebé de unos quince centímetros, bostezaba estirando sus brazos al mundo. Peces, eran los únicos seres vivientes que Eva había tenido en sus manos, por lo que le dio el mismo trato. Comenzó por limpiarlo suavemente y luego lo abrigó con su cabello. Así, abrazándolo, se durmió por el resto de la noche.
            Pasaron algunos días antes de que el extraño bebé abriera los ojos y cuando lo hizo, saludó a su madre con una sonrisa adulta y gentil. Eva le brindó los cuidados que cualquier buena madre le brinda a un hijo y grande fue su sorpresa cuando, al vestirlo, notó que de sus omóplatos surgían dos alitas incipientes.
            Al principio Eva se angustió enormemente porque pensó que había sido amada sin su consentimiento, durante alguna siesta en la playa, por un avezado pelícano del cual ya tenía sospecha. La obsesionaba y la hacía sufrir la idea de haber sido protagonista de un hecho del que no se había enterado. Pero estas elucubraciones duraron poco, porque el pequeño requería cuidados y no daba tiempo a distraerse.
            Así, aunque nunca creció, el regordete se fue desarrollando. Continuamente daba muestras a su madre de ser hábil y juguetón. Se entretenía juntando ramitas y palitos con los que armaba sus elementos de recreación.
            Solía pasar el tiempo jugando en los parques o en el campanario de una iglesia o en la azotea de un alto edificio o en las cornisas de la Intendencia e incluso, a veces, apostado en la torre de algún Palacio.
            Un día de primavera se despidió de su madre porque dijo estar fuerte para salir al mundo a cumplir su misión. Eva no estaba preparada para esa separación, así es que rompió a llorar. Él la consoló con promesas infantiles diciéndole que le enviaría una barca llena de regalos y sin más demora, aquel pequeño alado partió, semidesnudo, premunido de un arco y un carcaj lleno de flechas, “juguetitos” que él mismo se fabricara. Desde entonces, los inocentes ciudadanos de esta región y sus alrededores, debemos estar alerta, porque anda suelto y sin control, creando los mayores, inauditos e insólitos desastres.
            Pero ¡de qué sirve informar a la población!


Etiquetas:

domingo, febrero 09, 2014

Mensajes del Universo, arte místico, de Maritza Barreto

"Estamos llenos de presencias que no vemos, de sonidos que no oímos, de seres que nos rozan y que nos habitan, de aromas que no podemos sentir. Hay otras dimensiones, otros niveles, otras realidades que ignoramos y que probablemente nos sorprenderían mucho si las pudiéramos percibir."


Extracto  del libro "Mensajes del Universo, arte místico"


Este libro se encuentra a la venta en 
Savittar Yoga: 5 Poniente esa 8 Norte - Viña del Mar

El libro "Mensajes del Universo, arte místico"

2/08 MARITZA BARRETO PRESENTA SU LIBRO “MENSAJES DEL UNIVERSO, ARTE MíSTICO” EN EL CASTILLO WULFF
La Psicóloga Psicoanalista viñamarina, Maritza Barreto, presentará su libro “Mensajes del Universo, Arte Místico”, el viernes 3 de agosto a las 19:00 horas en los salones del Castillo Wulff, Av. Marina 37.

Este texto filosófico, basado en el arte místico, surge a través de poemas y dibujos, estos últimos realizados en un estado denominado de “conciencia alterada”, luego de una meditación, con técnica de puntillismo en tinta china, los que viene ilustrando hace más de 10 años.

Para esta profesional, formada en la República Oriental del Uruguay, premiada por su obra “Medáspora, cuentos con Psicología”, a través del Fondo del Libro y la Lectura del Consejo de la Cultura y las Artes, las personas al nacer, traen una información que no proviene sólo de sus padres y abuelos, sino que es una sabiduría ancestral que data de los principios del Universo, porque son partículas de éste.

"Los seres humanos estamos llenos de presencias que no vemos, de sonidos que no oímos, de seres que nos rozan y que nos habitan, de aromas que no podemos sentir. Hay otras dimensiones, otros niveles, otras realidades que ignoramos y que probablemente nos sorprenderían mucho si las pudiéramos percibir."

Durante su trayectoria, Maritza Barreto, se vincula al Círculo de Escritores de la Quinta Región, a través del cual publica su cuento “Sábado de Victoria” para la Revista Anual, y “El Marco de Bronce” para la Agrupación Literaria Regional (ALIRE), dirigió talleres sobre “Bases Teóricas de Psicoanálisis con orientación a la Literatura” a escritores y magistrados.

Sus ensayos han sido publicados en Uruguay y en Chile así también sus cuentos y poemas. Asimismo, ha dictado conferencias en nuestro país y en el extranjero, siendo el eje temático “Pulsión de Vida, Pulsión de Muerte”.

Los dibujos realizados por esta psicóloga psicoanalista, en técnica de puntillismo en tinta china serán exhibidos en los salones del Castillo Wulff hasta el 12 de agosto, de martes a domingo de 10:00 a 13:30 y de 15:00 a 17:30 horas, entrada liberada.

Este interesante libro se puede encontrar en Savittar Yoga, 5 poniente esq. 8 Norte

Etiquetas: ,

domingo, septiembre 22, 2013

NOSOTROS

 
 
PRIMAVERA 2013
 
 

Etiquetas:

viernes, septiembre 13, 2013

PRIMAVERA

SEPTIEMBRE




Liviano,
casi ingrávido
como a mí me hubiera gustado ser
se alzaba en vuelo
para alcanzar el cielo
con su henchido pecho
de papel.

¡Tan frágil y tan valiente era!
Sujeto
en su esqueleto
de madera,
jugueteaba con los pájaros
y parecía que las nubes
se divertían con él

Poseía
los colores del arcoíris
y amigo del viento, como era,
escribió en el firmamento
unos poemas
para esa Primavera.

Venía y volaba
Subía y bajaba
Y yo lo jalaba para que no se fuera
¡Tanto me hacía reír! Me divertía.

Remontando un viento fuerte
¡Agarró una altura  de repente!
Se empezó a hacer pequeñito
entre las nubes... y no lo volví a ver.

Era su destino, ese sería su fin:
Incrustado en quizás qué tierra,
con su pecho quebrado
de madera y de papel,
intentando aún alzarse en vuelo
estará, tal vez, mi volantín

Maritza Barreto

Septiembre 2013

Etiquetas:

martes, agosto 27, 2013

DESDE ESTOCOLMO



En Estocolmo me encontré con este señor.
envió saludos para todos los fumadores
recuérdalo siempre que vayas a encender un cigarrillo

Etiquetas: ,

viernes, agosto 09, 2013

MIS TESOROS

NOSOTROS LOS DE ENTONCES....


SÍÍÍÍÍ !!!!!  SEGUIMOS SIENDO LOS MISMOS



SOLO QUE ELLOS CRECIERON Y LA MADRE … 


… Y la familia también creció: aquí con mi nieto Gabriel que nos visitó desde Alemania con motivo de las fiestas de fin de año.
Navidad 2013 en Jahuel

PORTUGAL - Palacio de Regaleira



Aquí todo es misterioso e invita a ser descubierto, descifrado y estudiado.
Una larga escalera en espiral... que lleva a ninguna parte.